LA MARAVILLOSA LECHE DE ALMENDRAS

En los últimos años ha demostrado que la leche de vaca no es tan saludable como todos pensamos, ya que además de causar inflamación y malestares cuando la consumimos, hoy en día existe más gente intolerante a ella. Es por ello que la leche de almendra es una excelente alternativa para sustituirla, y en este artículo encontrarás varios beneficios que aumentaran la calidad de tu dieta y no habrá duda de que quedarás convencido para comenzar a consumirla

No sabe a leche de vaca:Un beneficio de la leche de almendras es que no tiene el mismo sabor que la leche de vaca que en ocasiones puede ser algo desagradable. La leche de almendra tiene su propio sabor; con un tono ligero y agradable a nuez. Sin embargo la leche de almendra tiene la misma consistencia que la leche de vaca, por lo que el la puedes utilizar con el mismo objetivo.
Es nutritiva y saludable: Es totalmente vegetal, natural y equilibrada, la cual no contiene aditivos ni conservadores. Además es rica en vitaminas E, D y A, proteínas, omega 6, zinc, calcio, hierro, magnesio y potasio.
Es más baja en caloría que la leche de vaca:   La leche de almendras es más baja en calorías que la leche de vaca incluso que la descremada o semidescremada, ya QUE la leche de vaca contiene una mayor cantidad de colesterol en comparación a la leche de almendra. Un vaso de leche de almendra contiene alrededor de 70 calorías mientras que la de vaca contiene APROXIMADAMENTE 86 calorías.
Excelente alternativa para personas con intolerancia a la lactosa:  Normalmente, cuando pensamos en una persona que no puede tomar leche, es debido a que SU CUERPO NO DIGIERE NI PROCESA BIEN LA LACTOSA CAUSANDO DOLOR DE ESTOMAGO. ESTA ES una excelente alternativa para estas personas, ya que a diferencia de la leche de vaca, la leche de almendra es absolutamente libre de lactosa.
Mejora la condición cardiovascular:   A nivel cardiovascular, la leche de almendra ayuda a mejorar los niveles del colesterol bueno (HDL) y reducir los niveles de colesterol malo (LDL) y triglicéridos, y además ayuda a fortalecer el corazón.
Ayuda a mejorar problemas gastrointestinales: La leche de almendra tiene un alto porcentaje de fibra LO CUAL protege la pared DE LOS INTESTINOS, sobre todo a nivel del colon. regula la velocidad de absorción de azúcares y colesterol. TAMBIEN nos ayuda a la digestión y sirve también para mejorar condiciones gastrointestinales.
Sirve para el cuidado de la piel, el pelo y uñas:  Debido a que la almendra contiene vitamina B2, ayuda a que las uñas y el pelo se fortalezcan y que la piel tenga una mejor hidratación.
Es fácil de elaborar: la leche de almendra es facilísima de hacer, simplemente dejas remojar las almendras por la noche, al día siguiente las licuas con un poco de agua, viertes la mezcla a través de una gasa, la exprimes bien con tus manos en una jarra, puedes agregar opcionalmente un poco de Stevia (endulzante natural), la refrigeras y listo!

Escribir comentario

Comentarios: 0